miércoles, 28 de enero de 2009

rompope de Quito





Un rico rompope de Quito, una de las recetas de los Pequeños cocineros del Ecuador, publicado por Trama Ediciones. El trabajo de texturas y el recorrido por las distintas provincias de nuesto hermoso país. Este es uno de los monumentos más famosos de Quito, la Vírgen del Panecillo. Esta hermosa Vírgen descansa sobre una lomita parecida a un pequeño pan, de ahí el nombre "panecillo".

El rompope es una delicia.... la receta se encuentra en el libro, paso a paso.

miércoles, 14 de enero de 2009

un delicioso baño





El polvo vino cada día posándose sobre estos tiernos personajes, el polvo no pide permiso para colarse por todo lado, como se cuelan muchas cosas en la vida. Pero todo tiene derecho a renovarse y a estos pequeños les llegó su turno. Cuando miré esta escena en el patio de la casa donde vivo no pude contenerme y les tomé una foto, qué divertidos se ven. Lo malo fue que la almohadita preferida donde duerme cada noche mi Clarita (regalo de Jose) demoró en secarse y tuve serios problemas por la noche, llantos inconsolables... el afecto a lo cotidiano se vuelve entrañable. Recordé que de niña tenía una almohadita sencilla, no tenía nada de especial, pero la amaba, tanto que mi mamá decidió esconderla porque no me movía a ningún lugar sin ella y lloraba si no la tenía cerca. Cuánto hubiera querido tener a esa almohadita siempre. Ahora ya han pasado miles de años de eso... la nostalgia me ha hecho derramar unas lagrimitas. Los niños son tan sabios, ojalá en el mundo nunca existan niños tristes.

Un delicioso baño al mundo le sentaría muy bien.

el arte de Clarita






Quiero compartir con ustedes el mundo de Clarita Luz, mi niña de dos años y medio. Ustedes pensarán que yo metí mano en estos dibujos o que la dirigí en algo, pues en honor a la verdad lo único que hice es mirarla, contemplarla hacer estos dibujos con un marcador en un pedazo de papel blanco y sentir en el alma un estremecimiento indescriptible.

Cuando yo no puedo explicarle algo con palabras a Clarita lo hago con dibujos, por ejemplo cuando trataba de que ella comprenda la importancia de hacer su popó en el baño le dibujé un cuerpo humano y el recorrido de la comida por su cuerpito y la dibujé a ella sentada en su bañito feliz. Y ella al parecer fue grabándose muy claramente como es la estructura para dibujar un cuerpito. Y miren esta obra de arte sinigual. El garabato de la parte inferior derecha es un sapo, y claro las rayitas de abajo son su firma. Sé que soy su madre y por esa adoración que le tengo, lo veo todo bonito, pero apartándome de eso, como ilustradora que soy no dejo de sorprenderme de la capacidad del ser humano en sí, de la grandiosidad del cerebro. Y les invito a todos a capturar instantes con sus niños, a detener un minuto el tiempo en el reloj para aprender todo lo que ellos tienen por enseñarnos. Y por qué no "sacrificar" o bendecir una pared de la casa para que ellos se expresen?

Gracias Clarita Luz por todo lo que aprendo de tí. Gracias por haberte robado las paredes de mi estudio hace mucho tiempo y por dejar allí la huella de tu hermoso corazón.

domingo, 4 de enero de 2009

mi retrato




Mi pequeña Clara Luz se roba siempre el limpiatipos que uso para borrar mis bocetos. Y decidió hacerme un retrato, no puedo dejar de admirarla por la genialidad de esta obra hecha con solo dos añitos y medio de magia. Tiene ojos, cachetes a los lados, nariz y boca, y pelo por supuesto. Gracias mi tesoro por llenar de luz mi vida.

y más de Alicia




Un homenaje a la pequeña Alicia, al valor de saber esperar. A la vida, que nos trae siempre lo que necesitamos, en el momento justo.

más de Alicia y los dientes








Aqui les pongo una pequeña muestra de las ilustraciones de Alicia y los dientes. La técnica es collage digital sin un dibujo a mano previo. Espero les guste.

Alicia y los dientes




Quiero compartir con ustedes este maravilloso cuento escrito por Ana Carolota González de Soria, publicado por Grupo Editorial Norma, es una de mis últimas creaciones. Alicia es una pequeña armadilla que sueña con tener su propia pelota de fútbol para no tener que esperar siempre que su hermanito Arnolfo le preste la suya o que él disponga como Alicia tenga que jugar. La historia es enternecedora, Alicia mira que a su hermano se le ha caído un diente y que el ratón le ha dejado unas monedas para que se compre un regalo... Alicia quiere que este ratón también le visite a ella, no comprende por qué tiene que saber esperar. Llega su abuelito a casa por unos días y ... bueno ustedes tienen que descubrir lo que pasa en esta fascinante historia. Es uno de los libros más bellos que ha llegado a mis manos, gracias Anita por permitirme ilustrar tu magia.